Ir al contenido principal

Siendo tú mismo

Deja que el dolor llegue y pase sin aferrarte a él. Sé quién eres cada día, no te conviertas en un reflejo de tu pasado. Libérate de culpas y ansiedades. No te afanes por el futuro, solo intenta que tu ser espiritual evolucione hasta el último instante en este plano temporal. Recuerda que la espiritualidad no es definida por las religiones, es tu derecho creer o no creer. Rinde cuentas solo a ti mismo, aunque siempre desde el respeto a los demás. Ten pensamiento crítico, cuestiónalo todo, incluso a ti mismo y tu comportamiento. Evalúa tus acciones con objetividad. Encuentra el triunfo, incluso, en el fracaso; la enseñanza que siempre conlleva. No te definas nunca por tus bienes materiales ni tu belleza física. No te conviertas en la actividad que realizas, ni conviertas a nadie en eje de tu existencia. Vive en tu vida, en tu propio poder. No interrumpas las reflexiones de otros, aprende a escuchar sin rebatir hasta que tu interlocutor concluya, entonces, da tu opinión desde tu propia moral. No te comprometas con causas en las que no crees. Da un consejo enfatizando siempre que ello es lo que tú crees y nunca una verdad absoluta. Piensa que siempre estas abierto a cambiar. Recuerda que eres un ser colectivo integrando un todo universal. Respeta a cada criatura viviente. Acepta que nada es tuyo, se humilde, sencillo. No critiques todo el tiempo, y si no encuentras cualidades en algo entonces mejor calla. Al dolor, la enfermedad y la ausencia, considéralos tus maestros, aprende de ello. No sientas envidia ni celos. No tomes a otros para tu beneficio, por el contrario acompáñalos en su camino. Mira con firmeza, con la cabeza erguida. Entrega, pero no obligues a nadie a recibir ni te obligues a ti mismo. Recuerda con cariño a quienes han trascendido, pero respeta su descanso y lugar. Cumple tus labores con placer sin esperar recompensas ni agradecimientos, si llegan acéptalos con sencillez. Cuando te comprometas, intenta siempre cumplir. Si te arriesgas, acepta con naturalidad la posibilidad de un resultado distinto. No señales a nadie por su color, aspecto, riqueza, sexo, creencia, ni siquiera por su especie. Recuerda que toda vida es un ser espiritual. No imites; aprende, interioriza y adapta a tu propia realidad. No pidas nada y agradece todo. Concede la libertad de ser a quienes te rodean, concédete a ti mismo ser libre. Trata a los demás, como quisieras ser tratado. Equivócate algunas veces, también así aprenderás. Pregunta con naturalidad sobre aquello que no entiendes. Gana dinero para tus gastos, pero nunca te obsesiones con él. No te jactes de tus logros, menos aún finjas aquellos que no has obtenido. No mientas. No te rodees de personas solo para pasar el tiempo, haz que tu familia, pareja y amigos sean verdaderos. Habla sobre cualquier asunto sin sectarismos. Procura pasar tiempo en un bosque, junto a un río, bajo la lluvia, o mirando las estrellas. Si tienes hijos, respétalos y acepta el camino que ellos decidan tomar. No anheles admiración o reconocimiento, simplemente se quién eres. 

Germán Camacho López

Comentarios

Entradas populares de este blog

El Ser Humano Instintivo

El comportamiento humano, es el resultado de la forma como este reacciona en su proceso de adaptación, dentro del entorno que lo rodea por condiciones genéticas, ambientales y de grupo. Al nacer, el ser humano, trae consigo predisposiciones instintivas, que lo llevan a actuar de una forma determinada frente a un estimulo. Las cuales no requieren de una preparación previa, y generalmente están relacionadas con la satisfacción de un deseo. Sin embargo, en su proceso de integración dentro de una comunidad, el hombre debecontraer esas tendencias naturales, a través de complejos procesos de aprendizaje y adaptación. Las conductas instintivas son innatas, en su gran mayoría invariables, responden a estímulos internos o externos y tienen por lo general un sentido de supervivencia. En la especie animal dichos comportamientos, se desarrollan sin el progreso alterno de una conciencia; Sin embargo, la conducta humana y su complejísima capacidad de raciocinio, ha moldeado el instinto hacia patrones …

Las Afirmaciones Racionales

La forma en que “vivimos” los acontecimientos cotidianos. Envía a nuestro cerebro una descarga emocional que genera una determinada respuesta. Sin embargo, buena parte de nuestras reacciones, emociones y conductas; están influenciadas por creencias, enraizadas en lo profundo del pensamiento. Y desde ese “supuesto” acerca del funcionamiento de las cosas, parten las afirmaciones racionales o irracionales. Las primeras traen un estimulo positivo para el crecimiento y el desarrollo de la madurez: “me gustaría que…” “preferiría que…” “quisiera que…”. Las segundas absolutizan y se rigen por creencias inamovibles: “debería…” “tendría que…” Cuando por alguna razón no se logra cumplir los objetivos. Las emociones liberadas tienen un porqué constructivo. Básicamente, instruir a la persona en la consecución de metas; en la superación de obstáculos, y en la adaptación de escenarios inesperados. Cuando no hay una adecuada salud psicológica, el individuo no logra afrontar la inquietud, el desasosiego…

La oveja y la granja

Estando cierto día en la granja unas ovejas, una de ellas se sale del encierro y al intentar entrar de nuevo; se encontró con que la puerta había cerrado quedando ella afuera y su comida dentro. Intentó una y otra vez sin poder lograrlo ante la burla de las otras; así que decidió darse vuelta y al hacerlo, pudo ver en frente suyo la libertad y un bosque lleno de alimento.
Muchas veces la falsa seguridad, nos ciega ante oportunidades evidentes.