Ir al contenido principal

Pienso, Luego Existo

«cogito ergo sum»,
Pienso, entonces existo.
 La famosa frase del  reconocido filósofo, matemático y físico francés  René Descartes. A quien un día se le ocurrió pensar, como probablemente a usted también le ha pasado, si la existencia es en si un plano de la realidad, o de algún modo no existimos. Su conclusión, fue la ya conocidísima frase.
Es decir que de alguna manera,  la existencia es equivalente a la medida de conciencia de la existencia propia. Si puedo pensar es porque existo, pero la manera en que puedo identificarme como un “algo real” es precisamente el pensamiento. De algún modo si no piensas, no puedes estar consciente, por ende ¿Cómo saber si realmente existes?  
 El “cogito ergo sum”, pasa entonces a convertirse en un criterio de lo que es real: pienso, entonces existo. Así que vivo dentro de una realidad afectada por mi propio pensamiento, como la herramienta que me hace consciente y real. No hay afirmaciones distintas que comprueben esa verdad, solo la conciencia que parte de su propia mente; la voz que le dice que usted es y existe, dentro del plano espacio-tiempo.
Un acto mental que muta en vivencias múltiples, conceptuales, generales, intelectuales y sociales; hasta lindar con el “de la manera en que pienso, así es como luzco”
El contenido filosófico de la frase, tiene una profundidad incuestionable, pero su valor psíquico es incalculable; el simple ejercicio de pensar toma una relevancia extraordinaria. Porque en cierta forma todo proceso que acontece en el ser vivo, es percibido y procesado inmediatamente en su mente, y es ese pensamiento retornando hacia el exterior en forma de imaginación, sentir, querer, reflexionar; lo que lo hace ser consciente de si mismo.
Entonces todas las vivencias tienen un atributo de conciencia, “anhelo, entonces existo” “rio, entonces existo”, “sufro, entonces existo”, “disfruto, entonces existo”.
Y el pensamiento pasa a ser el ámbito mas privilegiado de la verdad. La realidad proviene por tanto, no del objeto sino de la reflexión sobre este, de la mirada psíquica y el pensamiento que nos genera. De ese modo para usted lograr objetivos que en el plano de la “realidad” seria improbable alcanzar; debe tener en cuenta el infinito de posibilidades que le plantea el “pienso, entonces existo”. Puesto que de ese mismo modo, puede crear la realidad que usted quiera; desde un estado de conciencia que siempre ha considerado, un componente recóndito  de su mente. Pero el cual es tácitamente  usted mismo, un estado de conciencia tan armónico como lo pueda imaginar.

Germán Camacho López

Comentarios

Entradas populares de este blog

El Ser Humano Instintivo

El comportamiento humano, es el resultado de la forma como este reacciona en su proceso de adaptación, dentro del entorno que lo rodea por condiciones genéticas, ambientales y de grupo. Al nacer, el ser humano, trae consigo predisposiciones instintivas, que lo llevan a actuar de una forma determinada frente a un estimulo. Las cuales no requieren de una preparación previa, y generalmente están relacionadas con la satisfacción de un deseo. Sin embargo, en su proceso de integración dentro de una comunidad, el hombre debecontraer esas tendencias naturales, a través de complejos procesos de aprendizaje y adaptación. Las conductas instintivas son innatas, en su gran mayoría invariables, responden a estímulos internos o externos y tienen por lo general un sentido de supervivencia. En la especie animal dichos comportamientos, se desarrollan sin el progreso alterno de una conciencia; Sin embargo, la conducta humana y su complejísima capacidad de raciocinio, ha moldeado el instinto hacia patrones …

Las Afirmaciones Racionales

La forma en que “vivimos” los acontecimientos cotidianos. Envía a nuestro cerebro una descarga emocional que genera una determinada respuesta. Sin embargo, buena parte de nuestras reacciones, emociones y conductas; están influenciadas por creencias, enraizadas en lo profundo del pensamiento. Y desde ese “supuesto” acerca del funcionamiento de las cosas, parten las afirmaciones racionales o irracionales. Las primeras traen un estimulo positivo para el crecimiento y el desarrollo de la madurez: “me gustaría que…” “preferiría que…” “quisiera que…”. Las segundas absolutizan y se rigen por creencias inamovibles: “debería…” “tendría que…” Cuando por alguna razón no se logra cumplir los objetivos. Las emociones liberadas tienen un porqué constructivo. Básicamente, instruir a la persona en la consecución de metas; en la superación de obstáculos, y en la adaptación de escenarios inesperados. Cuando no hay una adecuada salud psicológica, el individuo no logra afrontar la inquietud, el desasosiego…

La oveja y la granja

Estando cierto día en la granja unas ovejas, una de ellas se sale del encierro y al intentar entrar de nuevo; se encontró con que la puerta había cerrado quedando ella afuera y su comida dentro. Intentó una y otra vez sin poder lograrlo ante la burla de las otras; así que decidió darse vuelta y al hacerlo, pudo ver en frente suyo la libertad y un bosque lleno de alimento.
Muchas veces la falsa seguridad, nos ciega ante oportunidades evidentes.